El Consejo destina a Baena 66.586 euros del Fondo Social del Gobierno para luchar contra Covid-19

El gobierno andaluz ha asignado a Baena 66.586 euros del Fondo Social Gubernamental para luchar contra Covid-19. El Ministerio de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación envió al gobierno español la distribución de los proyectos a cargo de los 51,7 millones de euros asignados a Andalucía por el Fondo Social.
El objetivo de este monto será financiar los beneficios básicos de los servicios sociales de la comunidad autónoma, los consejos provinciales y las comunidades locales, para hacer frente a situaciones extraordinarias derivadas de Covid-19. Una vez que se presenten los proyectos, el gobierno tendrá que transferir los créditos, lo que prometió hacer antes del 30 de abril.
Esta distribución incluye un total de 29 millones de euros (29,054,998.59) a empresas locales, 22.1 millones (22,107,770) al Ministerio de Igualdad, Política Social y Conciliación y 2.5 millones (2,556). 729.40) a la Agencia Andaluza de Servicios Sociales y Dependencia (ASSDA).
Para las empresas locales en la provincia de Córdoba, la asignación supera los 2,7 millones (2.703.591,86 euros) que se divide entre la ciudad de Córdoba, que recibirá 1,1 millones (1.124.631,15), el consejo provincial 962.231 euros, y los municipios de Lucena (147.113 euros), Puente Genil (103.754 euros), Montilla (78.931 euros), Priego de Córdoba (77.373 euros), Palma del Río (72.733 euros), Cabra (70.236 euros) y Baena (66.586 euros).
En Andalucía en su conjunto, el importe asignado a las autoridades locales se distribuye de la siguiente manera: la provincia de Almería recibirá 2.476.147,76 euros; Cádiz recibirá 4.282.200,37 euros; 2.703.591,86 euros se destinarán a Córdoba; Granada, 3.158.342,68 euros; Huelva, 1.801.994,03 euros; Jaén, 2.187.668,47; Málaga, 5.738.070,12; y Sevilla, 6.706.983,3 euros.
Estos montos se utilizarán, de acuerdo con los criterios establecidos por el Fondo Social, para hacer frente al fortalecimiento de los servicios residenciales locales, para ayudar con la rehabilitación, la terapia ocupacional, los servicios de higiene y otros servicios similares que pueden haber sido suspendidos en centros de día, compra de EPP y fortalecimiento de servicios de relevo.
Del mismo modo, se utilizarán para reforzar los dispositivos de asunción de responsabilidad de las personas sin hogar, población en la que la obligación de secuestro decretada por el estado de alarma es difícil; fortalecer los modelos de centros de servicios sociales y centros de alojamiento y ampliar la asignación de artículos destinados a garantizar un ingreso adecuado para las familias.
FUENTE: BAENA DIGITAL

Escribe un comentario