Hay que extremar la protección frente al sol

  1. El uso de fotoprotección oral sólo debe ser complementario.
  2. El refuerzo ha de recaer en la fotoprotección en cremas.
  3. Los ojos también hay que protegerlos del sol.

La vocal de Dermofarmacia del Colegio de Farmacéuticos de Sevilla, Reyes Gallego, ha recomendado en el marco de las ‘Jornadas de Puertas Abiertas en Protección Solar 20018’ usar sólo de forma complementaria la fotoprotección oral y como refuerzo a la fotoprotección en cremas.

En esta campaña participarán unas 800 farmacias sevillanas, que informarán a diario del nivel de radiación UVI y las medidas de fotoprotección más adecuadas.Informarán a diario del nivel de radiación UVI y las medidas de fotoprotección más adecuadas.

Según esta experta, indicó que la fotoprotección oral consiste en complementos alimenticios cuya composición incluya betacoratenos, licopenos, vitamina E y aceites vegetales.  Con todo, por sí solos no constituyen una protección suficiente.

Cambio climático

Insistió en la importancia de tomar las medidas de protección adecuadas ante el descenso de la capa de ozono y el cambio climático. Una exposición directa al sol de dos horas equivale a una exposición de entre seis y ocho horas de hace 20 años.

Señaló la incidencia negativa que sobre el crecimiento del cáncer de piel está provocando el abuso de dispositivos artificiales de bronceado, y aconsejó un uso responsable y controlado por especialistas. Asimismo, ahondó en los hábitos “equivocados” que se mantienen durante las vacaciones, como tomar el sol entre las 12.00 y las 16.00 horas, cuando los rayos del sol son más perniciosos para la salud.

Recordó que el cáncer de piel es el tipo de tumor más frecuente y que cada año se diagnostican dos millones de nuevos casos en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).  Se incidirá en la necesidad de fotoprotección de los ojos, sobre todo en niños y en mayores

Medicamentos y sol

La experta se refirió a los riesgos de la exposición al sol cuando se toman ciertos medicamentos, algunos de ellos muy comunes, como los antiinflamatorios no esteroideos, antihistamínicos, laxantes y diuréticos, antidepresivos, anticonceptivos orales, antidepresivos o antidiabéticos orales, entre otros.

Algunos de estos fármacos, cuyo listado exhaustivo podrá consultarse en las farmacias, así como ciertos productos de belleza, desodorantes o perfumes, producen fotosensibilidad, una reacción cutánea causada por la combinación de sustancias químicas y la exposición a radiaciones de luz ultravioleta.

Las reacciones más frecuentes son las fototóxicas, que aparecen como lesiones que tienen la apariencia de quemadura solar exagerada, con sensación de ardor y formación de ampollas o urticaria.

Las reacciones fotoalérgicas afectan al sistema inmunológico y se deben en general a medicamentos que se aplican sobre la piel. Se producen en personas que tienen una determinada predisposición. Su manifestación, que se produce entre las 12 y 72 horas de la exposición al sol, es parecida a la de una dermatitis, con eccema, edema y picor intenso.

Protección ocular

La campaña de los farmacéuticos también incidirá en la fotoprotección ocular, tratando de concienciar a los ciudadanos de que el sol puede provocar enfermedades irreversibles en los ojos, e intentando desterrar falsos mitos relacionados con el uso de las gafas de sol. Es necesario usar gafas perfectamente homologadas y que sean los niños y mayores los que más protejan sus ojos al sol.

Escribe un comentario