Resultados elecciones en chile 2017

primarias en chile

Durante la campaña electoral, los principales partidos se centraron en la economía, las reformas fiscal, laboral y educativa. El líder de Vamos Chile prometió reactivar el crecimiento económico bajando la tasa de impuestos a las empresas y reduciendo las reformas tributaria, laboral y educativa implementadas por la presidenta saliente Michelle Bachelet, quien constitucionalmente no podía aspirar a la reelección. Por el contrario, la Fuerza de la Mayoría prometió continuar y profundizar las reformas.

De acuerdo con la Ley 20.840, el número reglamentario de miembros de la Cámara de Diputados aumentó de 120 a 155 y el del Senado de 38 a 50. Sin embargo, el Senado estará compuesto por 43 miembros hasta 2022. En 2017 se eligieron 23 senadores, además de los 20 elegidos en 2013. En 2021 se elegirán 27 senadores, para que el Senado sea un órgano de 50 miembros.

Según la ley electoral de 2015, ni los candidatos masculinos ni los femeninos pueden superar el 60% de las candidaturas de la lista del partido o de la coalición. La ley también introdujo el sistema de representación proporcional en lugar del sistema mayoritario. El anterior sistema binominal otorgaba uno de los dos escaños de cada distrito a la coalición perdedora siempre que obtuviera al menos un tercio de los votos.

elecciones municipales en chile

Uno de los resultados más interesantes de las elecciones del domingo es la composición del nuevo Congreso. Desde 1989 hasta 2013, los diputados y senadores chilenos fueron elegidos bajo el sistema electoral binomial, un vestigio autoritario heredado del dictador del país, Augusto Pinochet (1973-1990). El sistema asignaba dos escaños a cada una de las 60 circunscripciones parlamentarias y 19 senatoriales del país (lo que se traducía en una Cámara de Diputados con 120 escaños y un Senado con 38). La importancia que el sistema otorgaba a distritos comparativamente pequeños incentivó la formación de dos coaliciones, la Concertación de centro-izquierda (hoy Nueva Mayoría) y la Alianza de centro-derecha (hoy Chile Vamos), que se asemejaban a un sistema bipartidista. En 2015, bajo el gobierno de Michelle Bachelet, se aprobó una reforma electoral que aumentó el número de escaños de 120 a 155 en la Cámara de Diputados y de 38 a 50 en el Senado.

Sin embargo, el mayor desafío para ambos candidatos es mantener un ojo en ganar la presidencia y otro en formar las alianzas necesarias para conseguir la aprobación de leyes en el Congreso. Quien gane la segunda vuelta y se convierta en presidente de Chile se enfrentará a un Congreso bloqueado.

resultados de las elecciones en chile 2021

A la cabeza de la derecha está José Antonio Kast, un miembro de la extrema derecha que se opone a la igualdad matrimonial, apoya a los militares y a la policía militarizada, afirma que la mortalidad materna es mayor en los países que permiten el aborto y quiere mantener alejados a los migrantes -especialmente a los de Haití y Venezuela- cavando una enorme zanja. Es partidario de intensificar el modelo económico de Pinochet y sus ambiciones de ser presidente se consideraban risibles hace poco, en 2017, cuando se presentó como independiente y afirmó que Augusto Pinochet le votaría si estuviera vivo.

Las cosas han cambiado. Kast, a quien se compara frecuentemente con el presidente brasileño Jair Bolsonaro y a veces con Trump, goza ahora de una ferviente base de seguidores en línea. Su candidatura ha desarrollado un verdadero impulso de última hora por razones que algunos analistas chilenos asocian con las protestas y otros con la inmigración. En el último sondeo oficial (Chile prohíbe las encuestas dos semanas antes de las elecciones), Kast, que llevaba meses rezagado, había adelantado al candidato de la derecha moderada, Sebastián Sichel. Incluso superaba a Boric en un punto precario.

elecciones en chile

Los días 15 y 16 de mayo de 2021 se celebraron elecciones en Chile -tras ser aplazadas en dos ocasiones[1]- para elegir a 155 delegados a la Convención Constitucional (que se reunirá a partir de julio durante 9 a 12 meses para redactar una nueva Constitución cuya aprobación se someterá a referéndum con voto obligatorio); a 13 gobernadores regionales -la primera vez que los gobernadores serán elegidos y no designados por el Presidente de la República-; a 345 alcaldes; y a concejales.

En marzo de este año, tras una discusión de meses para analizar la posibilidad de medios alternativos de votación[2] (como el voto por correo, el voto anticipado a partir de una semana antes del día de las elecciones o las urnas móviles) para poder llevar a cabo las elecciones en medio de la pandemia y permitir la participación de personas tradicionalmente excluidas (como las personas privadas de libertad cuyos derechos políticos no han sido suspendidos). Finalmente se decidió celebrar las elecciones en dos días (sábado y domingo), y el recuento de votos se realizó una vez cerradas las urnas el domingo. Las urnas con los votos emitidos el sábado serían custodiadas por las fuerzas del orden; los partidos y los candidatos podían pasar la noche en los colegios electorales si así lo decidían.