La Fundación Caja Rural aporta 4.500 euros para la compra de unos cincuenta kits de apertura

La Fundación Caja Rural de Baena colaborará con el ayuntamiento para la compra de unos cincuenta kits para la apertura de tiendas y hoteles, por un importe de 4.500 euros. Con esta contribución, la fundación subvencionará la mitad de la compra de este nuevo lote de kits.
El asesor comercial José Gómez dijo ayer que después de una distribución inicial de 250 kits de apertura, la demanda de establecimientos y tiendas ha seguido creciendo, lo que provocó la necesidad de comprar un nuevo lote. Inicialmente, la inversión fue de 25,000 euros, mientras que esta vez el monto es de 9,000 euros.
Del mismo modo, Gómez recordó que los kits consisten en “una botella de hipoclorito de 25 litros, dos botellas de gel hidroalcohólico de cinco litros, cinco máscaras FPP2 y cinco protectores faciales, así como pañuelos desechables” y dicha demanda de kits se había visto abrumada, al ver la necesidad de adquirir más de 80 lotes nuevos para satisfacer todas las solicitudes.
Por otro lado, Francisca Bernal, representante de la Fundación Caja Rural, destacó que el objetivo desde el surgimiento de la pandemia era “combatir sus efectos” y “ayudar” de todas las formas posibles, porque “esto ayuda para algunos para que afecte a todos ”. Bernal explicó que también colaboraron con protección civil, Cáritas, Uneba, etc.
Finalmente, la alcaldesa de Baena, Cristina Piernagorda, agradeció a la Fundación Caja Rural por el gesto que “no es único” y declaró que “estos kits serán muy bien recibidos por los empresarios Baen que están pasando por una situación complejo y eso puede ayudarlos mucho en esta recuperación “. En los próximos días, los nuevos kits se distribuirán a todas las empresas que lo hayan solicitado y aún no lo hayan recibido.

Escribe un comentario