Seprona de Baena descubre presunto autor de delitos contra la vida silvestre mientras cazaba con artes prohibidas

La Guardia Civil, como parte de los servicios que Seprona ha brindado en la provincia para prevenir la caza furtiva de vida silvestre, ha investigado a un vecino de la ciudad de Lucena como presunto autor de un delito contra la flora y la fauna. vida salvaje
Como informó el Instituto Armado en un comunicado de prensa, la operación se llevó a cabo durante un servicio de protección de la naturaleza, desarrollado por la patrulla de Seprona de Baena, después de haberlo detectado en un lugar ubicado en En el municipio de Cabra, junto al Arroyo del Rihuelo, se habían capturado aves insectívoras, con artes prohibidas, en particular con las llamadas “costas”.
A la luz de esta observación, se ha establecido un dispositivo de servicio para localizar al presunto propietario de las trampas. Dispositivo que permitió sorprender a una persona que, luego de ser identificada, resultó ser vecina de Lucena, que se estaba preparando para recolectar las aves insectívoras capturadas, que intervinieron, así como un bote con hormigas aladas ( aluas) de los utilizados como cebo y una pequeña azada utilizada para eliminar el suelo.
En vista de esto, esta persona, como presunto autor de un delito contra la fauna y flora silvestres, fue responsable de tomar las medidas de investigación pertinentes para dedicarse a la caza de aves insectívoras, una especie protegida bajo un régimen especial, su uso prohíbe los arts. Las aves muertas y las aves estaban destinadas al consumo humano.
Investigado, se produjeron artes, herramientas y otros efectos y los procedimientos ordenados se pusieron a disposición de la autoridad judicial.

Escribe un comentario